Polanski y Jarmusch cerraron con broche de oro la competencia oficial del Festival de Cannes

rp3

Una Venus vengativa que domina sexual y psicológicamente es la estrella de la aclamada película de Roman Polanski La Venus a la Fourrure (Venus en la piel), una de las dos últimas cintas a concurso proyectadas hoy en el Festival de Cannes.

El director francopolaco es uno de los 20 que aspira a la Palma de Oro, que entregará el domingo un jurado presidido por Steven Spielberg. Polanski se alzó con el premio en el 2002 por El pianista, un drama semiautobiográfico sobre el gueto de Varsovia por el que también obtuvo el Oscar a mejor director.

“Creo que cuando muestras una película aquí, tiene que ser a concurso, tienes que ser un aspirante”, dijo Polanski a los periodistas antes de la proyección oficial. “E incluso aunque no me lleve nada, puedo decir, ‘bueno ya lo tuve'”, añadió.

También hoy se proyectó Only Lovers Left Alive, una lánguida cinta vampírica ‘retro-cool’ del director estadounidense Jim Jarmusch.

Venus in Fur está protagonizada por la mujer de Polanski, Emmanuelle Seigner, que da vida a la actriz Vanda, que llega a una audición para convencer al escritor Thomas, interpretado por Mathieu Amalric, de que le dé el papel principal de su nueva obra.

Pronto, los papeles de la obra empiezan a interpretarlos Vanda y Thomas, y a medida que surgen temas de dominación y sumisión, los papeles se cambian y la realidad se confunde.

Peter Bradshaw, de The Guardian, calificó la primera película en francés de Polanski de “desenfadada aunque en ocasiones pesada al tratar el tema de los papeles en el sexo, los juegos a los que juegan, la ilusión y la realidad, y está dirigida como un acto sexual”.

Sembrada de eruditas referencias literarias y con un aire retro, Only Lovers Left Alive, de Jarmusch tiene estilo pero le falta profundidad emocional a la relación de amor entre Adán y Eva.

Protagonizada por Tom Hiddleston y Tilda Swinton, Leslie Felperin, de Variety, la describió como una “dulce pero menor historia de amor” que parece una “broma destinada sólo a un grupo de acólitos a los que probablemente les encantará”.

Entre los máximos aspirantes al galardón al finalizar los doce días de concurso están también la historia de amor del director francés Abdellatif Kechiche La vida de Adèle – cuyas explícitas escenas lésbicas han sido muy comentadas – y la película Inside Llewyn Davis de los directores Ethan y Joel Coen que narra los intentos de un cantante por convertirse en artista de folk en los años 60.

También están en la lista La grande bellezza, del italiano Paolo Sorrentino, una oda mágica y embriagadora a la decadencia de Roma, y Le passé (El pasado), un drama psicológico repleto de tensión del director iraní Asghar Farhadi.

La decisión de Ang Lee, Vidya Balan, Daniel Auteuil, Lynn Ramsay, Christoph Waltz, Naomi Kawase, Nicole Kidman y Cristian Mungiu otorgará el máximo galardón y otros este domingo.

Behind the Candelabra del director estadounidense Steven Soderbergh y protagonizada por Michael Douglas en el papel del pianista Liberace, fue un espectáculo opulento repleto de brillantez, mientras que la cinta más desvergonzadamente política de este año fue la del director Jia Zhangke con su crítica visión de la China moderna en A Touch of Sin (Un toque de pecado).

rp2

rp5

rp4

jj2

jj

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s